jueves, setiembre 11, 2008

Las dos caras de un 11-S



September 11, 1973 by ~Latuff2 on deviantART

Como dijera antes: el 11 de setiembre se conmemoran dos tragedias: la muerte de los inocentes en el World Trade Center (que no sería nada comparada con la masacre que hasta hoy no tiene fin en Iraq) y la muerte de la democracia, a manos del pérfido Pinochet, el dictador que descansa inmpune.

La convergencia de dos acciones que marcaron un antes y un después, no es mera casualidad en la historia. En ambas, de una manera u otra, estuvo implicado EE.UU. En el 11-S, por consentir semejante abominación,(sabedores de que ello les valdría un pretexto para invadir Medio Oriente) y en el derrocamiento de Allende, por causarlo directamente, a través del infame Augusto y la más zafia y rabiosa derecha cavernaria del cainita país del Sur.

En ambos casos difícilmente se han cerrado las heridas: luego de la bravata insulsa de Afganistán en el lapso del 2001 al 2002, sin paso de vencedores, las causas se tergiversaron de sobremanera hasta desembocar en la absurda invasión al otrora paraíso mesopotámico, cuya desgracia ya cumplió 5 años. En el caso chileno, las heridas siguen abiertas por culpa de una impostora que traicionó vilmente el legado de aquel hombre que se negó a reinar sobre el pueblo al que sabía que tanto se debía, para estar donde estaba; a aquel hombre que renegó del estalinismo habanero, para construir en al igualdad y democracia. Aquella impostora que se llena la boca con homenajes, pero nos muestra cual en el sombrero de Carmen Miranda, sus frutos que la dan a conocer: una conversa (al igual que Alan García), y seguidora pues de la misma línea expansionista de hueso colorado sobre nuestro país.

2 tragedias, úna sola fecha... una lección importante: una historia NO se debe repetir.

1 comentario:

Dinorider d'Andoandor dijo...

el ser humano es la especie que puede llegar a niveles de necedad de lo más increíble