viernes, julio 04, 2008

Historia violenta 3: cascotes de desinformación

Las tensiones no se borran de San Marcos. Ayer los trabajadores de EMAPE nos agredieron matonescamente y se volvió a poner sobre el tapete la agresión de los "bárbaros estudiantes" contra... ahí todos se quedan. ¿Contra la policía, los gorilas de construcción civil o los vecinos? Para la prensa es fácil completar muchas veces la ecuación con cualquiera de los 3 factores. Que más da, los "rojos" la deben pagar.
¿Pero, y los blogs?
Muestra de ello, Carlos Meléndez y su vista de cara-cara (ya que no de águila) para tratar sobre estos temas. No te culpo, después de todo tú mismo lo dices, tu chamba es jorobar. La mía, escribir en el silencio y quizas para nadie.

Vemos pues, que estas son frases inconexas. Descontextulizadas, fragmentadas, astilladas, desmenuzadas... pero que sirven a un propósito: brindar al televidente (o al lector), el espectáculo de los tirapiedras.

Como estudiante, dudo mucho que alguien nos tenga en cuenta. Algo debo rescatar de Meléndez, que dijo que tenemos tradición combativa: la historia nos avala. Pero con el debido respeto, una nonagenaria alma máter (léase PUCP), que apenas ayer ha tenido una escaramuza con el fascismo con sotana, y hace apenas unas horas se vio cara a cara con la SAVAK aprista ¿comprenderá alguna vez las viscitudes de ser una 5 veces centenaria universidad pública, vapuleada ella; o a sus también vapuleados hijos, los calumniados eternos, los perfectos chivos expiatorios? No es ponerse a enumerar fragmentos y cascotes sueltos para sacar una conclusión, lo que nos dará la clave para entender esta situación, sino practicar la empatía.

Y es por falta de ello, porque no lo tomamos como nuestro problema, porque no sucede en mi campus, que se tiende a olvidar que:

* Desde que los muros cayeron, los delincuentes entran como dueños de casa y asaltan a mansalva, en las narices de los policías. Hasta dentro de las facultades roban.

* Que se pretende mutilar el campus en sus 28 mil metros cuadrados, incluyendo la Huaca San Marcos, un irreemplazable patrimonio histórico.

* Que quien realmente ve una oportunidad política en esto es, pues, nuestro "querido" burgomaestre, Luis Castañeda Lossio. El intocable por toda la prensa... y también la blogósfera.

La raíz de todo esto, tiene dos nombres: Castañeda e Izquierdo. El uno por seudomaquiavelista, pues el fin de su carrera política de faraónicas obras, justifica sus medios (mutilación de san Marcos y que no jodan, que trae progreso); el otro por consentir semejantes vejámenes.

Como dijera el buen Fujur: pésimo mundo el nuestro. u_u

3 comentarios:

Erick dijo...

Estimado... la lucha esta vez es valida... yo mismo he estado en contra de muchas tomas de mi facultad: "Derecho" xq consideraba que Integración solo buscaba reditos políticos. En cambio esta vez es distinto es defender el campus, la integridad de nuestra alma mater... simplemente te recomiento que le transmitas a la gente serenidad y prudencia para actuar... ya viste que la gente de construcción civil no se viene con jueguitos... si te cogen que sacan la entre... así que una lucha moderada y consecuente es lo único que por ahora queda, pero sin duda si es necesario volver a salir a las calles y gritar, todos los sanmarquinos estemos donde estemos tenemos que apoyar.

Dark Prince dijo...

Ésos ni siquiera eran de construcción civil, puros matones nomás, esbirros de Castañeda.

Así es hermano, debemos dejar de lado diferencias y unirnos contra el mal en común. Juntos podremos solucionarlo.

Dinorider d'Andoandor dijo...

ya tuve oportunidad de ver eso con mis propios ojos, tienes razón, cualquiera puede entrar, como yo que todo campante hasta pasé por el rectorado y por tu facultad a plena luz